Economía en el colegio ¿La educación financiera que necesitamos?

Como sabéis este blog trata de explicar la educación financiera básica que todo el mundo debiera conocer para tener un futuro mejor, más tranquilo y sin problemas económicos que nos impidan disfrutar plenamente de la vida.

Me alegra mucho saber que nuestros jóvenes de hoy, al menos aquellos que eligen esa optativa, pueden estudiar la asignatura de economía en 4ª de la ESO, y en primero y en segundo de Bachillerato (según los planes de estudio de la LOMCE española). En mi época (soy de la generación EGB y bachiller de 3 años más COU) no recibí ninguna educación sobre economía y finanzas, y ahora que esto se imparta en las aulas me parece estupendo.

boe_economia

Estos días he estado analizando los curriculos del BOE donde se describen los contenidos, habilidades y destrezas que deben adquirir los chavales con estas asignaturas. He comprobado también los contenidos desarrollados en los libros de «economía» de la ESO y 1º de Bachiller, y el libro de «economía de la empresa» de 2º de bachiller. Ya de paso, estoy estudiando el material para comprobar lo completa que es o las carencias de mi auto-formación económica. Pero sobre todo he querido analizar si lo que contamos en blogs como este y otros blogs más específicos de ahorro, inversión e independencia financiera, se tocaba en la asignatura y con qué profundidad. ¿Encontraremos en ellos lo que deseamos?

Continuar leyendo «Economía en el colegio ¿La educación financiera que necesitamos?»

¿Para qué ahorrar e invertir si tenemos un estado del bienestar?

Hoy quiero que reflexiones sobre algo muy importante, y ayudarte a ser más crítico sobre las cosas que nos obligan a hacer nuestro políticos y que nos afectan en nuestra libertad económica. Esta entrada no te va a dejar indiferente, te lo aseguro.

Estamos y vivimos en un «estado del bienestar». Así le gusta llamarlo a los políticos. Esto quiere decir que nuestro «papá» estado, mediante aportaciones que pagamos a la seguridad social todos los meses, nos «promete» que nos cuidará y que cuando seamos viejecitos tendremos una pensión de jubilación (una paga mensual) que nos permitirá vivir tranquilamente toda la vida. Es justo decir que además de la pensión de jubilación, el estado del bienestar a través de la seguridad social también incluye la cobertura ante bajas por enfermedad y desempleo (es decir, te sigue pagando aunque estés malo o pierdas el trabajo), pero debes saber que lo que pagas a la seguridad social no incluye la asistencia sanitaria que recibes cuando vas al médico o te ingresan en el hospital (esto se financia en España con otros impuestos – IVA, IRPF, etc – desde 1999).

estado_bien_estar

Para disfrutar de este estado de bienestar, de una forma solidaria, nos obligan a destinar una parte de nuestro sueldo a esta buena causa. Hay que ser generoso ahora con el estado para que en un futuro el estado nos cuide cuando le necesitemos.

Si esto es así, te preguntarás ¿Y para qué quiero ahorrar e invertir? ¿para que quiero hacer que crezca mi dinero pensando en mi futuro? Y podrás pensar que para garantizar nuestro futuro y seguridad ya está ahí nuestro «papá» estado, que nos aparta una parte de lo que ganamos (cuotas de la seguridad social, impuestos, etc)  y nos ha creado un estupendo «estado del bienestar» que promete cuidar de nosotros y darnos lo que necesitemos cuando llegue el momento. Los políticos además nos lo recuerdan frecuentemente, que gracias a ellos podemos estar tranquilos, y por tanto no hace falta que nos preocupemos de finanzas ni de ahorrar, ni mucho menos de invertir. ¿Les damos entonces las gracias a todos nuestros políticos, verdad? Continuar leyendo «¿Para qué ahorrar e invertir si tenemos un estado del bienestar?»